Los investigadores han descubierto que un raro tipo de tumor testicular benigno está asociado con mutaciones genéticas asociadas a la edad que se producen en el esperma

Madrid (27-10-09).- Una mayor edad del padre aumenta el riesgo de tumores testiculares en los hijos, según un estudio de la Universidad de Oxford en Reino Unido que se publica en la edición digital de la revista Nature Genetics.

Según apuntan los investigadores, estos tumores testiculares están causados por las mismas mutaciones paternas que conducen al trastorno neonatal letal denominado displasia tanatofórica.

Debido a que las mutaciones derivadas de la edad parental confieren ventajas de desarrollo a los espermatozoides mutantes, los científicos se plantearon que estos espermatozoides mutantes también dan lugar a los tumores testiculares.

Los científicos, dirigidos por Andrew Wilkie, analizaron 30 muestras de seminomas espermatocíticos, un tipo raro de tumor testicular benigno que aparece con una media de edad de los 54 años. La misma mutación en el gen FGFR3 que conduce a la displasia tanatofórica fue descubierta en dos casos de estos tumores benignos.

La secuenciación del ADN del esperma de hombres sanos de diferentes edades muestra que esta mutación aumenta con la edad del padre. Los científicos descubrieron que el mismo episodio celular, una mutación en FGFR3 en el esperma, conduce a trastornos genéticos en la descendencia del individuo así como a un mayor riesgo de tumores testiculares.Fuente:
:: El Médico Interactivo, Diario Electrónico de la Sanidad ::