Los desfibriladores son aparatos que emiten una descarga eléctrica, la cual es capaz de revertir los efectos del infarto y restaurar la actividad cardíaca normal, la desfibrilacion es utilizada dentro y fuera de los hospitales para tratar el infarto. Contar con un desfibrilador en un lugar público puede ayudarnos a prevenir la muerte súbita de alguien que lo necesite ya que el infarto es la primera causa de muerte en el mundo y este muchas veces ocurre en contextos lejanos al hospital.