Mala higiene dental: Es simple: si no te cepillas los dientes y usas hilo dental diariamente, los restos de comida se quedan en tu boca acumulando bacterias y emitiendo vapores de olor. Es entonces cuando una placa invisible, llamada placa bacteriana, se forma sobre tus dientes y causa otros problemas como caries y gingivitis.

Alimentos: cuando comes, los alimentos se desintegran en tu boca, y algunas partículas que quedan pegada a los dientes, pueden ser las causantes del mal aliento. La cebolla y el ajo son famosos por causar halitosis, pero no son los únicos. Otras especias como el curry o vegetales como los espárragos también pueden despedir un fuerte olor cuando entran en contacto con la boca. Cuando comes estos alimentos, son digeridos y absorbidos hasta entrar a tu sangre, el cual los lleva a tus pulmones, lo cual hace que tengas mal aliento hasta que estos alimentos son eliminados del cuerpo. El ajo y la cebolla pueden causar mal aliento hasta 72 horas después de que los comiste.Te interesapieza de mano de alta velocidad,limpiador ultrasonico,compresores dentales,maquinas de rayos x,pieza de mano de baja velocidad, los cuales facilitarán tu trabajo en tratamientos dentales.

1) Vinagre de manzana: se trata de un medicamento casero para tu mal olor bucal que es sorprendentemente potente, y eso explica porque la gente la ha estado utilizando durante siglos. Funciona de dos maneras:

Elimina bacterias en tu boca
Ayuda en la digestión de los alimentos ingeridos
El vinagre de manzana tiene propiedades antibacterianas y antivirales que son ventajosas en la reducción de los niveles de toxicidad, evitando así la halitosis.

2) Bicarbonato de soda: otro remedio casero sencillo para combatir el mal aliento es el bicarbonato de soda. Casi todo el mundo tiene el bicarbonato de soda en su casa por lo que no debería ser un problema conseguirlo.

Funciona al cambiar el nivel de pH en el interior de la boca, luchando de este modo contra las bacterias que causan la halitosis. El bicarbonato de sodio es eficaz al transformar el ambiente en la boca y desalentar el crecimiento bacteriano.

Los remedios anteriores son una forma rápida para evitar el mal aliento, sin embargo, se requieren de métodos integrales para solucionar el problema de forma permanente y sin tener que depender de algún tratamiento.

Seguramente, has notado que hay cientos de remedios en la Internet, desde caseros hasta medicamentos. El problema de la mayoría de ellos es que sólo eliminan los síntomas del problema. En otras palabras, te curarás por unos días y luego volverás con el mismo problema, y hasta podría ser peor porque los medicamentos y remedios no comprobados pueden alterar el sistema de tu cuerpo.