Mancia

Residencias Médicas en Argentina

Residencias Médicas en el Mundo

Diario de la Salud

Materias Basicas de Salud

Materias Clínicas

México

Universidades

Hospitales

Carreras de la Salud

Tecnicaturas

Clasificados & Insumos

Trabajo

Café Mancia

Foro/ Diario de la Salud/ Editorial/ Artículos/

Mitríadates y la resistencia a los venenos

Mitríadates y la resistencia a los venenos

  1. Avatar de Editoriales
    1,353
    Posts
    2,096
    Agradecimientos
    recibidos
    #1

    Mitríadates y la resistencia a los venenos

    El manejo de los venenos en la antigüedad era un arte complicado. Existieron, también, envenenamientos crónicos, ocasionados por pequeñas dosis de arsénico –así es como se cree, por ejemplo, que murió Napoleón en Santa Helena.



    Pero vayamos unos siglos más atrás. En el siglo I a.C., época de un fortalecimiento romano, el rey Ponto asume el trono con tan sólo 13 años de edad, tras la violenta muerte de su padre, complot, curiosamente, de aquellos servidores supuestamente más confiables del rey. Ponto, que pasó a llamarse Mitrídates VI, fue, con justa razón, un desconfiado insomne.

    Obligado desde sus primeros años a defenderse de todo, incluso de sus tutores y familiares, ejercitó su cuerpo acostumbrándolo a soportar todo. Su pánico a ser envenenado lo llevó a experimentar con los venenos. Así, empleando a los criminales como ratoncillos de indias, fue como –según alardeó- encontró cura para mordeduras de reptiles y otras sustancias venenosas.

    Aparte de esto, otro campo de experimentación era su propio cuerpo. Mitríadates logró inmunizarse en cierta medida contra los venenos, tras ejercitarse bebiendo durante algunos períodos pequeñas cantidades de venenos en combinación. Mitridaticum se llamó la polifarmacia que llegó a contar con 54 ingredientes. Su antídoto polivalente consistió, entre otras, en carne de víbora y compuestos vegetales.

    De hecho, es por esta historia que, con los siglos, se empezó a llamar ‘mitraditismo’ a la resistencia a los venenos.

    El poeta A.E. Housman recoge esta historia, que encontramos en castellano en una versión reducida:

    Lo que brota y nace, bien guardarás
    Del planeta tierra todos los venenos
    Primero un poco, luego más
    Mortal despensa, de todo veremos
    En su carne pusiéronle arsénico
    Sin pestañar, miráronle comer
    Estricnina echáronle en su vino
    Asustáronse viéndole beber
    Con miedo, atónitos, empalidecieron
    Al no matarlo se ensorbecieron
    Cuento esta historia tal como la oí
    Miltrídates rey murió de viejo así

    En el original, leemos:


    There was a king reigned in the East:
    There, when kings will sit to feast,
    They get their fill before they think
    With poisoned meat and poisoned drink.
    He gathered all that springs to birth
    From the many-venomed earth;
    First a little, thence to more,
    He sampled all her killing store;
    And easy, smiling, seasoned sound,
    Sate the king when healths went round.
    They put arsenic in his meat
    And stared aghast to watch him eat;
    They poured strychnine in his cup
    And shook to see him drink it up:
    They shook, they stared as white's their shirt:
    Them it was their poison hurt
    - I tell the tale that I heard told.
    Mithridates, he died old.




    Equipo Editorial de Mancia.org
    Fuentes:

    • Roca, Alfredo - "Historia de los medicamentos"
    • Wonderingminstrels.blogspot.com.ar
    Imágenes adjuntas
    Mancia.org en Facebook: www.facebook.com/mancia.org
    Mancia Empleos en Facebook: www.facebook.com/EmpleosMancia

Discusiones similares

  • Tema
  • Iniciado por
  • Foro
  • Respuestas
  • Último post
  1. Rafa_qt
    Casos en fotos
    4
    22-Jul-2011 05:15
  2. claudis000
    Fisiología y Biofísica
    2
    18-Nov-2009 20:43
  3. Grupo Inn
    Congresos
    0
    06-Jul-2009 12:27
  4. Nacho.tk
    Viajes y Turismo
    0
    14-Jun-2008 09:08

Content Relevant URLs by vBSEO